viernes, 28 de marzo de 2014

Calabacín relleno de estofado de carne

¡¡¡Estrenamos imagen!!! Es como más de madre, no? Con el tiempo queme he ahorrado cocinando...le he dado un lavado de cara al blog con la ayudita de mi señor marido ;)

Bueno, pues aquí está el primero de los platos que he hecho aprovechando el estofado de carne. Tenía claro que quería hacer calabacín  o berenjena, así que cuando me acerqué a una frutería que he descubierto cerca de casa (con los paseos en carrito estoy descubriendo el barrio!) y vi estas cucadas, quedó clarísimo que serían calabacines.

Además, como el relleno prácticamente estaba, la receta se hace en poco más de 15 minutos.


Calabacín relleno de estofado de carne


Ingredientes
para 2 personas

Sobras de carne estofada. También vale pollo asado, albóndigas...lo que sea
2 calabacines "bola"
1 cucharada sopera de tomate frito
2 cucharadas de harina
1/2l leche
50g mantequilla
Sal
Pimienta negra
Nuez moscada
Queso rallado

Empezamos lavando bien los calabacines y quitándoles la tapa. Con ayuda de un "sacabolas", vamos vaciando los calabacines. Picamos bien la pulpa. 

Ponemos los calabacines vacíos en un plato, les ponemos una cucharada de agua y les ponemos tapa. Metemos en el micro 5 minutos. ¡Así nos ahorramos casi 15 minutos de horno!
Mientras ponemos al fuego nuestros restitos de carne, a los que añadiremos la pulpa de los calabacines y el tomate frito y dejamos cocinar a fuego medio. Si tiene trozos de carne grandes, los picamos un poco. 

Además, vamos a preparar la bechamel. En un cazo ponemos mantequilla hasta que se funda y añadimos la harina. Movemos con las varillas un minuto hasta formar una pasta y añadimos la leche poco a poco con una mano sin dejar de mover con la otra. Irá espesando poco a poco, pero nosotros no paramos de mover para que no salgan grumos. Ponemos sal y las especias al gusto. 
Ya solo nos queda rellenar los calabacines colocar encima una buena cucharada sopera de bechamel. Espolvoreamos un poquito de queso rallado y gratinamos hasta que coja colorcillo. 

Podemos mezclar lo que quede de estofado con bechamel y decorar a un ladito. ¡¡Además está rebueno!!
  
Yo cocino, tú cocinas...¡Todos cocinamos!



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada